Majestad, la jodisteis y de qué manera

Desde que saltó  a los medios el asunto ese  del Super yerno, alias Urdangarín,  si algo me  ha molestado no ha sido el que se haya podido meter dinero en el bolsillo o no,  cosa que aun está por probar,  ni la cantidad  que haya podido ser. Tampoco el pequeño detalle de que haya usado como pantalla de esas supuestas actuaciones, aun por probar, una ONG. No, lo que más me ha molestado ha sido la estupidez. Porque suponiendo que todo lo que se dice sea cierto, aunque solo sea en parte, hay que ser muy estupido o desmesuradamente ambicioso para poner en peligro una situación de privilegio por quitame/ponme aquí unos milloncejos. Sin ánimo de ofender, pero hay que ser muy tonto para dejar escapar la oportunidad de vivir como un rajá sin apenas esfuerzo. Los muy monarquicos, algunos conozco,  me diran,

No de privilegio nada que todos trabajan.

Una mierda! trabajar es otra cosa,   lo que pasa es que sino lo has hecho nunca  entender el concepto “trabajo” puede resultar dificil de entender e inducir a error. Quiero decir que tener un puesto de trabajo remunerado en alguna gran empresa,  falto de contenido, sin obligaciones horarias ni responsabilidades eso no es trabajar, eso es un chollo.

Una de las formas tradicionales de acceder a un chollo es el braguetazo bidireeccional, porque a estos efectos tanto da si lo das o te lo dan.

Desde tiempos inmemoriales  las monarquias han hecho del braguetazo uno de sus pilares, a veces salen bien por ejemplo el Principe de Edimburgo, esposo de la reina de Inglaterra, quien ha sabido mantener un perfecto equilibrio entre su posición  social y sus acrtividades lúdicas. En el otro extremo y sin dejar la Gran Bretaña, encontrariamos, por ejemplo, a Ana Bolena,  a la que el braguetazo le provocó una terrible jaqueca no a si a su hija.

Puede que algún día lo de Urdangarín se aclare, o no, pero siempre  quedará aquella duda. Ves,  esto no le pasará a su medio ex-cuñado Don Jaime de Marichalar que en este sentido parece haber sabido jugar mejor sus cartas o sus pañuelos.

 

No tengo el gusto ni el disgusto de conocerle personalmente pero  mi yerno se me pone con estas pintas y yo a la boda no voy.

¿Qué ha pasado esta Semana Santa en la finca de Soria con la escopeta y el dedo de Froilán? Ni lo sé ni me importa.  Pero me pasa a mi, y estoy segura de que tal como llego al hospital con el niño, me vienen la policía y espabilate despues a aclarar el asunto.

Estas cosas inducen a la meditación.

¿Porque salen toda esta gente un día y otro también  en la prensa? ¿Qué tienen ellos que no tenga yo o cualquier otro? ¿Tienen algun tipo de estudios? ¿Han publicado algún libro? ¿Han encontrado; quizá la cura contra el cancer? No, nada, toda su fama y mérito la deben exclusivamente a que un día se casaron con alguien, lo que, salvando las distancias o no, los sitúa a un nivel  de méritos parecido a Belén Esteban con la diferencia de que esa a día de hoy, que yo sepa, aun no me ha constado un duro

No estas equivocada que todos trabajan – insitirán los monárquicos

Si claro y pasaron un proceso de selección de cagate lorito,. Venga calla y sigue buscando tu escudo heraldico

En medio de todo esto, va usted majestad y cuando en la prensa ya se empezaba a criticar el que usted, en tanto que abuelo, aun no hubiera ido a visitar a su nieto malherido, nos  enteramos de que no lo habíais hecho porque andabais por Africa y que encima os habéis lesionado de cierta gravedad, cosa que lamento, porque entre otras cosas eso me costará un pastón.

Majestad, la jodisteis y de qué manera.

¿Qué pasa, que con los años nos volvemos todos tontos? ¿Hay que explicarle majestad que la perspectiva de tener como rey en un futuro lejano,  a su hijo y alteza Don Felipe es algo que la mayoría de sus subditos no acabamos de digerir? ¿Hay que explicarle majestad que en este pais hay poco monarquico y mucho republicano? ¿Hay que explicarle Majestad que una cosa es ser monarquico y otra Juan Carlista?.

Los que peinamos canas y vivimos la transición en pleno uso de nuestras facultades, sabemos que allí pasaron muchas cosas y que de alguna forma voluntaria o no, yo creo mucho en aquello de “empujado por los elementos o circunstancias” usted tuvo al parecer un papel muy relevante en el hecho de que no nos liasemos a hostias,  aunque fuera por el canto de un duro.  Siempre claro está,  aceptando el que la verdad nunca la sabremos.

Lamentablemente los que hoy tienen 45 años o menos ya no tienen un recuerdo directo y personal de aquella etapa. Para toda esta gente, que son muchos, usted es un señor algo mayor que vive en un palacio rodeado de gente que vistos desde fuera no da un palo al agua que se pasan la vida de cena en cena, con el gasto de ropa zapatos y bolsos de fiesta que eso supone; que cuando van por la calle como “gente normal” lo hacen rodeados de policia  que cuesta un ojo de la cara.  Que no han de buscar hotel para las vacaciones.  Que cuando van al futbol, a un concierto, a la opera o donde les de la gana (que de eso se trata) no han de preocuparse por las entradas. Que muy probablemente no sepan lo que cuesta un café porque siempre hay un gilipollas que se lo paga. Y encima resulta que muchosno son de sangre azul, algo que para los muy, pero que muy monárquicos tiene su importancia y para los que lo de llamar alteza a una presentadora de televisión que besa el santo estando divorciadaes algo que les importa y mucho. A mi francamente un me importa un pimiento, lo de divorciada lo otro ya no:

Pero mire majestad  a pesar de todo eso. yo aunque solo sea por aquello del “muy campechano”  y por los recuerdos compartidos, estaría dispuesta   a perdonarle  muchas cosas, pero lo que no le voy a perdonar es  esta estupidez.

 

Pero en qué pensabais majestad, si es que pensásteis.

Yo creo que no pensasteis porque si lo hubierais hecho habrías visto que ni moral ni economicamente el pais está para aguantar cacerias reales.

Si lo hubieras pensado habrías visto hasta donde podían llegar las consecuencias políticas de una foto como esta. Mañana quizá alguien dirá que fuisteis invitado.  Pues peor me lo ponéis encima el rey debiendo favores.

Majestad esa escopeta que sostenéis en la mano le ha hecho más daño a la corona que los negocios de vuestro yerno, que los trjes de Marichalar, que la herida de vuestro nieto.

Eso Majestad, eso yo no puedo perdonarlo.

 

 

 

29 comentarios

  1. Author

    Perdona que no te haya dicho nada antes; pero llevo una semana un poco líada. Menos que el rey, claro. Muchas por tus comentarios.

  2. Carta de un investigador al rey don Juan Carlos

    16
    ABR

    Querido Juan Carlos,

    Me llamo Alberto Sicilia, y soy investigador de física teórica en la Universidad Complutense de Madrid. Hasta el año pasado, enseñaba en la Universidad de Cambridge. Decidí regresar a España porque quería contribuir al avance científico de nuestro país.

    A las pocas semanas de llegar, me llevé la primera alegría: Francisco Camps obtenía un doctorado cum laude apenas 6 meses después de dimitir como presidente de la Generalitat. Escribí dos cartas para felicitarle, pero no me respondió. Paco debe estar muy ocupado. Quizás le contrató Amancio Ortega para que diseñe la colección de trajes primavera-verano.

    Abrí la segunda botella de champán al conocer los Presupuestos Generales recién presentados. La inversión en ciencia se recorta en 600 millones de euros. Imagínate que se nos ocurre apostar por la investigación y acabamos ganando un Nobel: quebraríamos el orden geopolítico mundial. Hasta ahora, los Nobel científicos son para británicos, alemanes, franceses o americanos. Nosotros nos llevamos los Tours, los Rolland Garros y las Champions League. Si empezásemos a ganar también en ciencia, ¿qué consuelo quedaría para David, Angela, Nicolas y Barack?

    He sufrido la tercera y definitiva conmoción al saber de tu safari. Dicen los periódicos que costó 37.000 euros, dos años de mi salario. Los que nos dedicamos a la ciencia no lo hacemos por dinero. Al terminar nuestras tesis doctorales en física teórica, algunos compañeros se fueron trabajar para Goldman Sachs, JP Morgan o Google. Quienes continuamos investigando lo hicimos por pasión. La ciencia es una de las aventuras más hermosas en las que se ha embarcado la especie humana. Al regresar a España, entendí que atravesábamos una situación económica complicada. Por eso acepté trabajar con muchos menos recursos de los que ofrecía Cambridge y un sueldo inferior al que ganaba cuando era estudiante de primer año de doctorado en París.

    Juancar, tengo que darte las gracias. Tu aventura en Botsuana me ha hecho comprender, definitivamente, cómo es el país al que regresé.

    Regresé a un país donde el Jefe del Estado se va a cazar elefantes mientras cinco millones de personas no tienen empleo. Regresé a un país donde el Jefe del Estado se opera de prótesis de cadera en una clínica privada, mientras miles de compatriotas esperan meses para la misma intervención. Regresé a un país donde el Jefe del Estado se va de vacaciones en jet privado mientras se fulminan las ayudas a las personas dependientes.

    Que yo me marche a otro lugar para seguir mis investigaciones no será una gran pérdida para España. No soy el Einstein de mi generación. Pero me desespera pensar en algunos físicos de mi edad que son ya referentes mundiales en las mejores universidades. Muchos de ellos soñaban con regresar un día a España. Teníamos la oportunidad de cambiar, al fin, la escuálida tradición científica de nuestro país. Nunca volverán.

    Hemos convertido España en un gran coto de caza. Pero aquí no se persiguen elefantes ni codornices, sino investigadores. Dentro de poco podremos solicitar subvenciones a WWF por ser especie en extinción.

    Permíteme terminar con otra cuestión que me turba. En África hay cientos de jóvenes españoles trabajando como cooperantes en ONGs. Chicos y chicas que viven lejos de sus familias porque quieren aliviar el sufrimiento humano y construir un mundo más decente. Si tenías tantas ganas de viajar a África, ¿porqué no fuiste a abrazar a esos muchachos y a recordarles lo orgullosos que estamos de ellos?

    Juancar, en tu último discurso de Navidad afirmaste que “todos, sobre todo las personas con responsabilidades públicas, tenemos el deber de observar un comportamiento adecuado, un comportamiento ejemplar”. Y digo yo, si unos meses después tenías planeado ir a cazar elefantes, ¿por qué no te callas?

    Dr. Alberto Sicilia.

  3. Added this photo to their favorites

  4. Hace días que no subo fotos, no tengo tiempo, ni comento nada, mil perdones a todo el mundo, no tengo tiempo ….. pero he entrado justamente buscando esto. Bravo!! por tu dibujo y tu comentario, hace falta utilizar todos los medios que tengamos a nuestro alcance para expresar nuestra repulsa y nuestro enojo.

  5. Dos especies en peligro de extinción, el elefante y la monarquía, se enfrentan en la sabana. Protejamos a los elefantes.

  6. Genial comentario! me fascina como escribe pero este artìculo està excelente, aplausos!!

  7. Excelente comentario, aplausos!

  8. Excelente comentario, aplausos!!

  9. Author

    Será cosa de la edad

  10. [http://www.flickr.com/photos/estrellaesteve] La mas grande de todas, Estrella: la estupidez humana

  11. Chapo Estrella…se puede decir mas alto ..pero no mas claro.
    No me puedo creer que sean tan gilipollas…y yo que siempre decía…no soy monárquica ..pero estos son discretos…joer deben tener un cruce de cables.

  12. Author

    TE ha faltado añadir lo que ha costado traerlo aquí corriendo.

  13. [http://www.flickr.com/photos/estrellaesteve] Eso por supuesto! Pero al elefante no hay quien le devuelva la vida…..

  14. Que lástima que no se pueda aplaudir con las teclas….bueno, lo intento…plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plasplas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas plas ………………………………..

  15. Added this photo to their favorites

  16. No voy a añadir nada más porque tu lo has dicho todo. Ganas de llorar me dan cuando veo la foto de ese elefante….

  17. Added this photo to their favorites

  18. Totalmente de acuerdo con todo lo que dices y para colmo como está el país el Rey cazando elefantes….
    No puedo con esta gente que disfruta matando animales inocentes, ellos mismos se retratan.
    Saludos.

  19. [http://www.flickr.com/photos/anaalas]
    [http://www.flickr.com/photos/clara_bon]
    es que me ha cabreado mucho, pero mucho mucho mucho
    y el pequeño detalle de que todo esto pase un 14 de abril ya es la guinda

  20. Acabo de leer en un artículo de Europa Press que el rey ha estado en Botsuana en una cacería, por eso no ha podido ver a su nietecito.
    El alojamiento de 12 días en un “campamento” de lujo y el derecho a disparar a un elefante SÓLO nos cuesta 37.000 €… menos mal que han ajustado presupuestos en la casa real…. No quiero pensar cuantos ayudantes, seguratas y demás personal habrán ido con él y sus acompañantes.
    Ah! Por cierto, se ha roto la cadera y ya ha sido intervenido…..

  21. Added this photo to their favorites

  22. Y de que manera!!!!Me congratulo con tu indignación. Cuando hoy me ha parecido escuchar, asi como quien no quiere la cosa, que el rey estaba de viaje privado en Botswana, me he quedado un poco perpejla: Que hace el Rey en Botswana de visita privada? Un crucero por el delta de Okabango??? Pero cuando escuche, también asi de soslayo, que estaba de cacería se me han comido los demonios!!!!!
    Bravo por todo lo que has escrito, al menos Tú dejas constancia en algún lado.

¿tienes algo que decir?