Un perfecto dia londinense

Sí hoy ha sido un perfecto día londinense, lo que no implica temperatura confortable, sol acogedor y suave brisa por aquello de agitar un poco la melena. No lo de hoy ha sido, Un estornudo de sol, viento en aumento; frío ya nada más abrir los ojos para acabar con ventarrón y lluvia. Vamos el muestrario completo. Lo dicho un perfecto día londinense.

Ese ha sido el motivo principal para que hoy haya delegado en la familia, lo de sacar a los niños al parque, ” si les vuelan que se les vuelen a ellos que para eso son sus padres”, también he delegado  lo de ir a buscar el pan, que tampoco es que lo vaya a  buscar habitualmente.  Por cierto esto del pan habría que tratarlo porque aquí lo de la baguette no es como en casa o en Francia (patria de tan afamado o al menos popular producto). Hoy me he dedicado a estudiar. Sí, sí a estudiar, que llevo días metida en la cosa esa de la teoría musical y me salen las tríadas y las tónicas y las dominantes por las orejas.

Por lo demás ayer tocaba fiesta de cumpleaños made in london que salvo por la sobredosis de butter en el pastel y en general la baja calidad de la parte comestible, fue como todas las fiestas más o menos, porque en esta así calculando a grosso modo estaban representadas, al menos seis nacionalidades distintas.  El viernes fue el día de mi ya tradicional visita a mi ya casi familiar Victoria y Albert Museum.  Esta vez íbamos con un objetivo concreto, una exposición de trajes de novia  desde el 1700 más o menos hasta nuestros días, No es que tenga un interés especial en eso de las bodas, pero si la exposición estaba a la altura de la sección indumentaria del museo, seguro que valía la pena, y sí pero tampoco tanto. La verdad es que eché en falta algun traje de la familia real, jolín para eso es inglaterra. EStaba el traje que lució Kate Moss en su dia; un par de Galiano antes de que se le fuera la bola, vamos que esos sí eran bonitos. también los había de la epoca de los corses. Dios! pero como se dejaban hacer eso aquellas mujeres!!!

Algunos así muy commonwealth por aquello del exotismo,  otros impresentables. Pero de largo donde más público habia concentrado, que ya son ganas, era ante una pared blanca donde se proyectaban escenas de las ultimas grandes bodas, es decir la de Lady Di y la de Kate, que como esta embarazada tiene a los british muy pendientes. Es que por aquí  seran lo quieran pero monárquicos casi todos. por no decir todos.

Lo más llamativo, sin duda, la cantidad de gente que había en el museo.IMG_5111

Esta fotografía la tomé en la cafeteria a las 10.30

Fuera en la calle lo mismo, ni os cuento la cola que había ante el museo de historia natural; del que ya hablé en anterior visita y es que esta semana era lo que vendría a ser la semana blanca en las escuelas y todo el mundo buscaba alguna actividad con la que entretener a los crios,  Vamos que lo de las fiestas toca-narices no es exclusivo de casa. Aquí cada trimestre tienes unos días de fiesta, eso sí después en verano las vacaciones son mucho más cortas.

Mañana, si el tiempo lo permite, espero hacer una visita de esas de turista.IMG_5107