Kraus, Alfredo – Estrellita

Día atrás hablé cuando hablé de los nombres a prueba, automáticamente me saltó al cuello parte de la familia para decirme que “mi nombre es muy bonito” y para recordarme que a mi padre le gustaba mucho; me dijeron eso y otras cosas más, así cómo poéticas, que ahora no reproduciré porque entran en el ámbito personal.

En su momento dije que comparto el nombre con perras, yeguas, gatas, lejías, etc. etc.; y también con canciones, y entre ellas hay una que forma parte de mi imaginario infantil.

Esta canción está estrechamente unida a esas mañanas de domingo que mi madre hacía chocolate a la taza, no con esos que se venden ahora en brick,  dos minutos al microondas y ya está. Ella lo hacía con Chocolate Amatller.

Unas mañanas de domingo que, no sé porqué, siempre imagino de invierno y soleadas. Unas mañana en que, cuando mi padre acababa de afeitarse , yo entraba en el lavabo y me entretenía desmontando su maquinilla de afeitar.

Mientras yo intentaba no cortarme con la cuchilla, él abría la tapa de la radio, parecida a la de la foto,pero esa es una Telefunken, la nuestra, la de casa  la había montado mi hermano mayor.

En esa vieja radio era, donde casi todos los domingos sonaba, al menos así lo recuerdo yo,esta canción.

Entonces para mí Kraus era solo el señor ese del disco aquel, que a papá tanto le gustaba.