El canto de la perdiz

El domingo, durante los entreactos de Tannhausser tuve el placer de reencontrarme con una muy buena amiga y su pareja, a quién aunque solo sea por la gran amistad que me une a ella y el alto concepto en que la tengo, a ella y a su buen juicio, también considero mi amigo.

Joan, digo su nombre sin temor a que se moleste, porque Joans los hay a patadas, no solo lo parece sino que es una buena persona, inteligente, discreto, educado con sentido del humor (ya sabes que soy un poco pelota) pero como cualquier hijo de vecino no es perfecto.

El chico nació en el interior en una población rodeada de bosques y montañas y es probable que esa cercanía con la naturaleza, unida a un ramalazo de australopitecus que los varones de nuestra especie ponen de manifiesto en determinadas circunstancias, hacen que la confluencia de ambas circunstancias provoquen que Joan sea aficionado a la caza.

Bueno, pues gracias a él, el domingo descubrí nuevos horizontes en el mundo mundial de internet. Porque todos sabemos de qué va eso del E-mule (la mula para los amigos) donde el común de los mortales se baja series de television, canciones del Bisbal, películas, reliquias musicales, programas informáticos, guarradas etc.; pero lo que yo no sabia es que en la mula te puedes bajar también, por ejemplo el canto de la abutarda o el de la perdiz en celo.

Por culpa de Telefonica en casa la adsl va de pena y eso de la mula es una utopia, buscando algun documento para ilustrar este post se me ocurrió mirar You tube y allí encontré no solo videos sobre el canto de la perdiz en celo sino otros tanto o más interesantes como el que lleva por título “mis superperdices”, el impagable “Larios la perdiz, todavía era pollo”, donde se puede ver a Larios paseándose por el salón de la casa de su propietario y viendo la tele. Y un enternecedor documento que lleva por título “en memoria de “mi pollo”.

Si alguien quiere saber más sobre las perdices puede consultar esta web Perdizconreclamo.com

Comments are closed.