In love … de Olga Peretyatko

También conocida como la soprano de nombre impronunciable y qué soprano.

Como ya es norma media entrada en el Palau y no por falta de valia de la protagonista. Este ciclo de Grans Veus que realmente lo han sido ha adolecido de una pésima gestión del marketing y también me temo un exceso de oferta difícil de absorber, al menos entre semana cuando la gente por más amante de la opera que sea, ha de levantarse para trabajar. Despues te llega el fin de semana; en cambio, y salvo que haya Liceu, la oferta se reduce al Auditorio, porque el Palau desde hace mucho dedica los fines de semana, salvo escasas excepciones,  a un publico más rentable y menos exigente. Pero bueno todo eso hoy es secundario, porque hoy he podido gozar, GOZAR, así todo en mayúsculas de una recital magnífico!!!! con todas esos signos de admiración y unos cuantos más, un programa bien escogido una simpatia sin excesos, una voz y un dominio de la técnica casi perfectos. Y para rematar Mariano al paro.  Y pensar que el día había empezado tonto.

Olga Peretyatko ha terminado su actuación con esta pieza, perfecta para un fin de fiesta, una de esas que sales y te vas tarareando por la calle y pensando en qué bonitos son los días perfectos, mañana quizà ya no lo seo, pero hoy, hoy que me quiten lo cantao.

Por cierto esta noche ha lucido este mismo vestido, encima es guapa la “jodía”.

 

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.