Ana Bolena y algo más


Muy pocas veces he incluido en este blog eso que en los medios de comunicación al uso llaman colaboraciones.  Alguna vez he incluido galerías de fotos de mi amigo Eduardo, viajero infatigable y fotógrafo hasta la saciedad. Pero colaborador, en el sentido de alguien que escribe algo y yo lo publico aun no lo tenía. Hoy eso va a cambiar porque  el post de hoy está basado en la crónica, en forma de e-mail que mi amigo Paco de Murcia me ha mandado de la representación del viernes en el Liceu y alguna cosita más. Que con su permiso comparto hoy con todos.

Como suele pasar en este mundo internáutico  no sé que cara tiene Paco en realidad lo conocí la semana pasada cuando me escribió  para consultarme un par de cosillas sobre el Liceu y pedirme un consejo práctico.

… este viernes voy al Liceu por primera vez, por eso andaba yo buscando cosas sobre la Garanca, desde que la vi este verano en Valencia que la voy siguiendo, tanto en internet como por televisión y ahora que vuelve a cantar en España pues me voy a verla, a(…) Te agradecería, si no fuera mucho pedir que me dijeras, si tú estuvieras en mi lugar en que hotel te quedarías,

Pregunta complicada porque normalmente una no suele ir al hotel en su propia ciudad, pero casualmente la semana pasada en Barcelona había una oferta la “Opportunitiy Week”  (YA SE HA ACABADO) algunos hoteles, restaurantes y centros culturales como el propio Liceu ofrecian descuentos de hasta el 50%  (El Liceu lo hacía en las visitas).  Contando con la colaboración de mi amiga Teresa, más experta en estas lides, le facilité una lista de hoteles entre los que incluí uno muy concreto

si te  llega el presupuesto mira también éste y después me lo cuentas que lo acaban de inaugurar... (Hotel Bagués)

El presupuesto le llegaba y yo que soy muy tímida, apelando a la ya “larga y profunda amistad que nos unía” (5 e-mails)  me atreví a hacerle una petición más.

En los bajos de este edificio estaba la famosa joyeria Bagués, que da nombre al hotel, a la entrada había una báscula muy antigua donde se ha pesado creo que toda Barcelona. Pues si tienes oportunidad a ver si alguien, lo dudo, te puede decir donde ha ido parar esa báscula.

Espero que disfrutes de tu estancia, en mi “pueblo” y de la ópera. Ya me informarás.

Pues hete aquí la crónica resumida que  ha hecho mi amigo Paco

cómo lo prometido es deuda, te mando el informe lo más completo posible de mi estancia en tu pueblo la pasada noche.

El hotel: el hotel de entrada está bien, el exterior del edificio no te lo cuento porque ya lo conoces. El interior está bien decorado, con referencias modernistas un poco mezclado con Art Deco, aunque el diseño es moderno y es agradable, es pequeño, p.ej.el desayuno se sirve en la cafetería que hay en el hall, me ha explicado esta mañana una chica muy simpática que aún están terminando algunas instalaciones, por lo que igual eso cambia después. Tiene 31 habitaciones.

La habitación que me dieron estaba muy bien decorada y equipada: tele de 42 pulgadas, una Sony por todo lo alto, un cacharrin para conectar el Ipod, pal que lo tenga.

El peazo tele en palabras de Paco (la foto no es muy buena pero para lo que le voy a pagar por el reportaje…)

El baño muy bonito y muy bien. Todo de diseño. La ducha de las buenas, termostática, tanto la alcachofa gigante de arriba, como el teléfono mu apañaos.

Aquí la superalcachofa, me permito comentar que los acabados del techo son mejorables, pero hay que reconocer que lo han construido en muy poco tiempo.

La tapa del inodoro me extrañó porque no parecía de muy buena calidad.

La habitación y la cama me parecieron  un poco pequeñas,….

Ya he dicho que no lo conozco en persona y vete a saber lo que mide el muchacho, para concretar y no asustar a nadie la cama era de 1.50.

Luego, le faltaba luz, con todas las luces encendidas no se veía ni torta, mucha luz indirecta, mu bonito, pero cuando te miras al espejo te quieres ver y entre que yo ya no veo como antes y la luz que había, pues eso.

Ay! Paco tienes toda la razon esta es una manía que les ha entrado a  los decoradores. Personalmente estoy  por llevarme una linterna cuando voy de restaurante, de momento ya no pido pescado porque me veo incapaz de encontrar las espinas.

Detalles: había dos rosas naturales de tallo de a metro, que dicen en mi pueblo, muy bonitas….

… me trajeron una mineral de litro gratis, y me invitaron a una copa en la cafetería, que no tomé, porque después de la función y de haber recorrido 600 km desde Murcia a Barcelona estaba un poco derrengao.

En fin, un hotel mu bonito, mu apañao, para 120 euros se puede aguantar, pero para 250 que es el precio normal, no el rebajado, me parece caro.

Y ahora la crónica de la función

2. La función: Creo que anoche tuve la suerte de asistir a uno de esos momentos mágicos que tiene la ópera y que yo, para el poco tiempo que llevo asistiendo al teatro, empecé con la inauguración de Les Arts, no esperaba que me pasara tan pronto, además con lo que había leído la verdad es que no me lo esperaba. El duo entre mi niña la Garanca, (le gusta mucho la Garanca)  y la Gruberova del primer cuadro del segundo acto, fue, yo diría que sublime, en todo momento yo tenía la sensación de estar viviendo algo muy especial ¡¡¡¡Como cantaron las dos, increíble!!!! Aún se me ponen todos los pelos de punta al recordarlo. La ovación que se llevaron fue enoooooorme, las dos; y es que las dos estuvieron a niveles estratosféricos.

Había leído algún comentario sobre funciones anteriores en los que se decía que la Grube no se había entregado, anoche se entregó en mi opinión totalmente, la impresión que yo saqué es que ella se cargó la obra a sus espaldas aunque en realidad se entregaron todos, por orden Grube, Bros, Garanca y los otros. En mi opinión en la escena final Gruberova se pasó, cantando tumbada y demás, pienso que eso no era necesario y hubiera triunfado igual, porque como ya te digo se salió. Ya sé que es una de las favoritas del Liceu, pero creo que ayer fue una de esas noches que se recordarán. Ya te digo, para mí, sobre todo el duo ese en el que Seymour le confiesa que es ella la amante de Enrico….

El teatro es fantástico y la acústica impresionante, además aunque hay quien ha criticado la producción porque se comía un montón de escenario, que es verdad, esto hace que las voces lleguen con mucha más facilidad aunque yo estaba bastante bien situado, (…) . Los pianos de las dos chicas se oían de fábula, aunque ninguna es Caballé que en eso era insuperable. Hombre, Paco lo de chica aplicado a la Gruberova… no sé yo qué decirte

Lo de los pajaros no me gustó, sobre todo porque ya lo había visto con los ratones de Cenerentola con JDF y Didonato, que la tengo en vídeo y veo que allí pegaba más, aquí no lo veo.

Pobre hombre (el director de escena) él que quería ser tan original

Salieron a saludar unas 7 u 8 veces porque se quedaron una peña de forofos de la Grube gritando como locos, y la Garanca que al principio daba saltitos de alegría, e iba chocando las manos con Bros y los demás, al final estaba hasta el gorro, se le notaba porque se metía la primera, imagino que si en vez de gritar Edita hubieran gritado Elina le hubiera gustado más, jejeje. Pero está claro que Anna Bolena es una obra hecha para el lucimiento de la soprano, como casi todas por lo menos en Donizzeti y en Bellini.

Si vale pero y mi báscula, ¿Qué pasa con mi báscula?

Ah, se me olvidaba (es mentira lo he dejado adrede para el final) la bascula está en la Boquería, me lo ha dicho la chica del hotel que su madre también le preguntó. Textualmene me ha dicho, por la calle de aquí, al final.

Nota del editor (YO)

Paco dice haber entrado en esto de la ópera hace poco,  pero leído lo leído queda claro que ya es un “enfermo de ópera” y es que la ópera tiene eso  que  cuando entra, entra a saco.

Como sea que yo entré esto de la ópera por culpa de la Caballé a la que citas tu Super-crónica, con permiso de la Grube  ahí queda eso.

3 Comments

  1. Estrella says:

    “Doña Encarna” Hummm! …. eso promete

  2. Carlos del Madrid pero visca el Barça says:

    Tiene gracia ese amigo tuyo, pero no sé yo si le dejaran entrar otra vez en ese hotel. Bueno cuando quieras te hago uná crónica de la pension “Dona Encarna” que tengo aquí a la vuelta de la esquina.

  3. Montse Garriga says:

    jo! jo! apa que no m’he rigut ni res amb aquesta crònica. Jo li encarregaria la crónica de les falles valencianes vistes per un valencià

Comments are closed.